HomePolitica

Familiar de jueza asesinada por las AUC recuperó predio en Becerril – Cesar

Hace más de un año Luz* llegó a la Unidad de Restitución de Tierras, entidad adscrita al Ministerio de Agricul

Ex alcalde Fredy Socarrás detenido por la Fiscalía por el presunto delito de peculado por apropiación a favor de terceros
Con los juegos intermunicipales del 8 al 20 de julio, el deporte se toma todos los rincones del Cesar
Valledupar lamenta la muerte del profesor Germán Piedrahíta y le dará el último adiós

Hace más de un año Luz* llegó a la Unidad de Restitución de Tierras, entidad adscrita al Ministerio de Agricultura y Desarrollo Rural, con la ilusión de ser reconocida como víctima del conflicto armado, tras ser desplazada de su territorio por el frente Juan Andrés Álvarez del Bloque Norte de las Autodefensas.

Esta mujer de 40 años hoy celebra la restitución del predio urbano ubicado en el barrio Gaitán del municipio de Becerril, de donde salió desplazada tras ser señalada como objetivo militar por parte de la AUC.

Hace trece años el desplazamiento rompió todos los vínculos de esta humilde mujer, a quien le tocó desarraigarse de su realidad y de su entorno. Este rompimiento generó grandes afectaciones emocionales en el seno de su familia, que sufrió por el desplazamiento forzado y el asesinato de uno de sus integrantes. “Volver a este lugar es un milagro de Dios. Nosotros salimos y pensamos que nunca más regresaríamos ya que fuimos señalados por los que ejercían el mal en esa época”, aseguró la hoy beneficiaria del proceso de restitución en medio de sollozos.

Con la piel maltratada por el trasegar de todos estos años, Luz* señala que le tocó duro para poder preservar su vida y la de los miembros de su familia, con quienes se aventuró a recorrer los departamentos de Tolima y Santander. Forjar un futuro mejor era el objetivo de esta sobreviviente que padeció la violencia, una meta truncada debido a que, en muchas oportunidades, fueron estigmatizados por los paramilitares.

Retornar después de tanto tiempo a la tierra que vio nacer a esta humilde familia devuelve toda clase de esperanzas. “Me siento alegre de regresar a nuestro hogar. Le doy gracias a la Unidad de Restitución de Tierras por devolvernos todo lo que habíamos perdido”, precisó la solicitante en medio de la entrega.

Luz* solicitó la restitución debido a que su desplazamiento inició tras presentarse el asesinato de su tía Marilys Hinojosa Suárez, quien se desempeñaba para la época como Juez Promiscuo del Municipio de Becerril. Este homicidio se registró en el 2003 por hechos atribuidos al Bloque Norte de las Autodefensas, razón por la cual toda la familia fue declarada objetivo militar por este grupo ilegal.

El Tribunal Superior de Cartagena también concedió declarar la buena fe exenta de culpa a la persona que habitaba en la actualidad el predio restituido, en consecuencia se ordenó la compensación por la suma de 370 millones de pesos.         

 

 

COMMENTS

WORDPRESS: 0
DISQUS: 0